“He tratado de buscar el sentido de estas dos palabras: comunicación y compromiso. Porque lo veo fundamental para el esclarecimiento de la situación” Carlos Sahagún

 

 

Comunicación

Siempre hemos visto la comunicación como un medio para conectar con los demás. Un instrumento que entrenar para ser visibles, persuadir y compartir ideas con el resto del mundo. Para dar y ser con el otro.

Desde luego, esta capacidad evolucionada nos hace progresar cada día. Si no nos comunicáramos, estaríamos muchos todavía inventando el fuego por nuestra cuenta o sin saborear las historias del mundo. La comunicación se hace fundamental para progresar individual y colectivamente.

 

Sin embargo, ¿qué nos pasa con la comunicación? ¿Qué nos sobrecoge o tensiona cuando queremos comunicar algo? ¿Qué hace que uno de nuestros más poderosos recursos pueda someternos así?

 

La comunicación nos expone. Y no solo públicamente. La comunicación provoca que nos conozcamos. Habrás visto que no todas las personas comunicamos igual. Unos lo hacen despacio, otros somos rápidos. Utilizamos la voz, el cuerpo de distinta manera y transmitimos muy diferentes ideas. La comunicación es un mundo, tan rico, como el mundo interior que guardamos todos dentro.

Cuando hacemos un trabajo de Comunicación y nos entrenamos en superar las dificultades que plantea, conocemos qué ocurre en nosotros. Qué se ha guardado inconscientemente durante años sobre lo que pensamos de nosotros mismos y de nuestra relación con el entorno. Este es el profundo desvelo de la comunicación. Y claro, verlo puede ser doloroso. Supone asumir que nuestras máscaras son falsas; que lo que más seguridad nos da resulta que escuda una dificultad para reconocer que lo más brillante en nosotros sigue escondido…

 

Comunicación y relaciones

Cuando aprendemos los pasos integrales de la comunicación y cómo ésta actúa en nuestro cerebro, comprobamos en qué capa hemos decidido acomodarnos al relacionarnos, e incluso, de qué forma nos comprometemos con nuestra propia vida o qué trampas nos siguen manteniendo ahí.

La comunicación, afortunadamente ofrece valiosísimos recursos más allá de las claves para hablar en público y los modelos de grandes oradores. La comunicación es el canal más completo del que disponemos para conocer quiénes somos, nuestras luces, nuestras sombras y, en ese mismo lugar, la práctica de la autenticidad y transformación.

 

Ojalá cada uno de nosotros tengamos la oportunidad de mirar con detalle cómo nos comunicamos para, así, acercarnos más a nuestro valioso interior, transmitirlo y ser felices en ello.

Feliz Lunes y felices días de descanso para muchos.

 

Paloma Mesonero-Romanos

 

Curso Intensivo de Comunicación

4 – 16 de Junio

750 euros

Oferta 650 hasta el 15 de Mayo

 info y reservas>

 

 

Coaching del Inconsciente

¡Nueva edición disponible!

¡150 euros!

19 de Mayo

info y reservas>

 

¡Abrimos nuevo grupo de lectura PIENSA EN TI!

Actividad gratuita. Miércoles 18:30.

16 Mayo – 11 julio

info y reservas>

 

También te puede interesar:

2 respuestas a “Si sabes cómo te comunicas, sabes quién eres”

  1. RUFINO ZAPATA dice:

    Muy buenos articulos.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *